Saltar al contenido

Vitaminas necesarias en el embarazo

Cuando estamos esperando un bebé, nuestro cuerpo necesita el doble de vitaminas y minerales. En virtud, de fortalecer nuestro organismo y el de la vida que llevamos dentro del vientre. Durante este artículo, te mencionaremos cuales son las vitaminas necesarias en el embarazo.

¿Cuáles son las vitaminas necesarias en el embarazo?

vitaminas necesarias en el embarazo

La etapa de embarazo, es un periodo de distintas emociones y experiencias. Pero, a su vez es sumamente delicado. Es recomendable que desde la primera sospecha de embarazo, la mujer se chequee con un médico especialista en ginecología.

Las vitaminas son importantes para cualquier individuo, aún más si se trata de una mujer embarazada. Es por eso, que es fundamental tomar complementos vitamínicos prenatales. Ya que con su ingesta, podrán fortalecer la salud de la madre y del hijo. Estos son algunos de los suplementos principales durante el periodo de gestación:

El ácido fólico, vital para el periodo prenatal

Sin duda alguna, el ácido fólico es la vitamina más elemental para el periodo de embarazo. Es llamada también, vitamina B9. Su consumo correcto, puede ayudar a formar el bebé, sin ningún trastorno o problema genético. Además, protege el cerebro y la medula espinal del feto. Evitando de esta manera, la enfermedad de la espina bífida.

La espina bífida, es el daño más común en el tubo neural del organismo. Aquel bebé que nazca con esta condición dentro del ciclo gestacional, probablemente nazca con problemas de retardo mental, dificultad psicomotora, parálisis cerebral, entre otras.

Por esta razón, se conoce que el ácido fólico sea el suplemento más vital para la mujer embarazada. De hecho, si estas en búsqueda de un bebé, especialistas recomienda su ingesta tres meses antes de concebir el embarazo. Además, en algunas regiones del mundo, la vitamina B9 es tomada, desde que la mujer comienza la edad fértil.

¿Dónde puedo encontrar el ácido fólico en los alimentos?

Esta vitamina es fácil de conseguir en vegetales verdes, algunas frutas cítricas, legumbres y nueces. Comúnmente, los otros medicamentos prenatales también contienen una dosis de ácido fólico.

El calcio y la vitamina D

Para que un bebé nazca sanito, es fundamental aportarle calcio al organismo de la mamá. Ya que, mientras el bebé se desarrolla en el vientre materno, el feto absorbe una gran cantidad de calcio de la progenitora, para crear sus propios huesitos. De esta manera, las mujeres que están embarazadas incrementan la dosis de calcio, para evitar una descalcificación ósea.

De igual importancia, la vitamina D ayuda a mejorar la zona bucal del bebé, mejorando así las encías y los dientes. La forma correcta para obtener esta vitamina es, comer pescado azul, tomar adecuadamente luz solar y por último, beber leche.

El hierro

Por otra parte, según estudios está demostrado que el hierro es uno de los minerales principales, que deben de consumir las mujeres embarazadas. Debido a que, ayuda a mejorar el sistema sanguíneo y circulatorio del organismo. Además, proporciona oxígeno al cerebro de la madre y del hijo. Al mismo tiempo, este mineral previene que el parto se adelante antes de los 9 meses de gestación y la anemia. También, mantiene el peso adecuado del feto antes del nacimiento.

Algunos alimentos que contienen hierro

Entre los alimentos que contienen este importante mineral, están las espinacas, la carne roja de cerdo y res (sin abusar), las frutas y verduras, los frijoles y cereales.

La vitamina C

Se recomienda el consumo de vitamina C, porque ayuda a absorber el hierro que ingerimos en los alimentos. Asimismo, esta es una de las vitaminas necesarias en el embarazo, ya que es un antioxidante natural por excelencia. De tal manera, que desaparece de manera total todo tipo de toxinas que tenga nuestro organismo.

¡Disfruta tu embarazo sanamente!

vitaminas necesarias en el embarazo

Para finiquitar, podemos deducir que existen una gran variedad de vitaminas necesarias en el embarazo, que nos ayudan a fortalecer nuestro organismo y el del bebé. Es por eso, que durante el ciclo de embarazo, desde el inicio comienza a consumir los suplementos vitamínicos correctos.