Saltar al contenido

El caqui, fuente de antioxidantes

En época de Otoño el caqui renace y sus vitaminas llegan a nuestra mesa. En mujer con salud te  invitamos a conocer la verdadera fuente de antioxidantes.

Origen del caqui

El caqui

Hace varios siglos, se descubrió el cultivo del caqui en el continente asiático. Luego sus semillas fueron trasladadas por el océano hacia los países europeos.

Este fruto florece en Otoño. Los países que más lo producen son China y Japón. No obstante  son famosos en todo el mundo  por sus beneficios. Es una fruta dulce que parece tener parentesco con el tomate.

Formas de consumir el caqui

El caqui se puede comer en dos presentaciones. Si se quiere comer tipo puré se debe recolectar maduro y su color tiende a ser amarillento-naranja. Cuando los caquis son brillantes y de colores rojos tienden a ser bastante sólidos por dentro.

Existen comercializadoras que someten a  al caqui rojo a un proceso químico. Manteniéndolos en una atmósfera controlada para eliminar la astringencia.

El caqui como fuente de antioxidantes

El cuerpo humano tiende a envejecer con el tiempo. Poco a poco, con los años se van acumulando las arrugas y pueden aparecer enfermedades. Esto se debe a la acción de los radicales libres en nuestro organismo. El cuerpo necesita antioxidantes para combatir o retrasar estos signos.

Al consumir antioxidantes. Estamos dotando al cuerpo de protección contra la oxidación originada por factores ambientales, la edad y un estilo de vida acelerado.

El caqui es una gran fuente de antioxidantes. A través de su consumo el cuerpo puede aprovechar las vitaminas A, C y E.

Nuestro cuerpo necesita consumir vitamina A. Para mantener saludable el organismo a nivel ocular, para fortalecer el sistema inmunitario, y fortalecer los huesos y dientes.

Con respecto a los grandes beneficios de la vitamina C. Se pueden mencionar el fortalecimiento del organismo frente a enfermedades y la mejora de absorción de nutrientes, entre otros excelentes beneficios.

La vitamina E, es excelente para combatir el exceso de grasa.

Más beneficios del caqui

El caqui: fuente de antioxidantesNo es tan solo su poder antioxidante lo que hace aumentar la demanda de esta fruta. Es realmente sorprendente la cantidad de cosas que puede hacer por nuestro cuerpo. Y para ello solo debemos consumirlo, es rico, fácil y económico.

Si tomamos un caqui en cualquiera de sus presentaciones y lo consumimos. Estaríamos aportando a nuestro cuerpo una cantidad aproximada de 300 gramos de:

Calcio: Todos sabemos lo que hace por nuestros huesos. Y por muy fortalecidos que estén, nunca esta demás consumirlo.

Hierro: Encontrar esta cantidad en otra fruta no es tan fácil. Al comernos un caqui estamos ayudando a que los glóbulos rojos se animen a subir.

Magnesio: Su consumo mejora la absorción de calcio. Haciendo que posible que se adhiera mejor el calcio en los huesos.

Potasio: Es ideal al momento de repartir el agua que necesita nuestro cuerpo.

Cobre: Es excelente para combatir afecciones bacterianas en el organismo.

El caqui como fuente de belleza

Esta rica fruta no solo es buena para nuestro interior. También resulta ser magnifica para ayudar a resaltar la belleza:

Consejo para pieles secas y con poca hidratación:

  • Tomar un caqui maduro y triturarlo.
  • Agregar una cucharadita de miel pequeña.
  • Colocar en el refrigerador y esperar que enfrié un poco.
  • Distribuir en el rostro de manera uniforme.
  • Retirar con abundante agua.
  • El caqui en el desayuno
  • Jugo de caqui con naranja
  • Colocar en una licuadora un caqui maduro junto con el jugo de tres naranjas, agregar una cucharada de miel. Tomarlo frio es una delicia.

Apúntate a la moda del caqui y comparte estos maravillosos beneficios.