Claves que debes valorar antes de contratar un seguro

Contratar un seguro de vida es dar un paso muy importante. Por lo tanto, antes de decidirse a hacerlo, es importante tener claras nuestras circunstancias para contratar el que mejor se adapte a nuestras necesidades. Disponer de un seguro nos ayudará en muchos momentos o situaciones difíciles de nuestra vida. Por eso, en este artículo vamos a darte algunas claves y consejos para facilitarte a contratar el mejor seguro de vida.

10 claves para contratar un seguro de vida

A continuación, te vamos a ofrecer 10 consejos para contratar el seguro de vida que mejor se adapte a tus necesidades:

 1. Piensa en tus necesidades

Debes valorar y reflexionar sobre los riesgos que quieres cubrir y proteger. No es lo mismo contratar un seguro para tu vehículo que un seguro para proteger tu salud. Cada seguro tiene unas características diferentes. Según la elección que hagas, la póliza y la prima se pagan periódicamente. Por lo tanto, elige un seguro que puedas pagar y que cubra tus necesidades.

2. Tenlo todo por escrito

Es fundamental que todo lo contratado y pactado con la aseguradora se recoja en un contrato firmado por la misma. No olvides de leer la letra pequeña y tampoco está de más preguntar a un asesor o intermediario en caso de que tengas dudas. Tener un contrato entre manos es muy importante, ya que recoge los derechos y las obligaciones de ambas partes.

3. Conoce qué opinión tienen sus clientes

Actualmente con los avances en las tecnologías, es muy fácil saber la opinión de los demás usuarios de la aseguradora que quieres contratar. Además, las mismas aseguradoras mantienen una importante actividad diaria en redes sociales. Es la mejor manera de conocer las quejas, inquietudes o alabanzas de las personas que ya han utilizado sus servicios.

4. No te fijes solo en el precio

Cuando contratamos un seguro de vida, obviamente, debemos contratar uno que podamos pagar cada mes sin problemas y que cubra nuestras necesidades. Y cierto es que, las aseguradoras suelen lanzar campañas promocionales a lo largo del año con el objetivo de ganar cuota de mercado e incluso suelen hacer regalos si decidimos irnos con ellos. Pero esas no deben ser las únicas razones que nos motiven a tomar una decisión, ya que lo barato a veces sale caro. Presta mucha atención a la cobertura y la calidad del servicio ofrecido.

5. Estudia la compañía

Todas las compañías tienen sus asociados, ya sean empresas de reparación, cerrajerías, talleres, centros médicos, etc. Ten en cuenta que cuando eliges una póliza también estás eligiendo este tipo de servicios.

6. Cobertura geográfica

No sabemos dónde te puede pillar un imprevisto. Puedes encontrarte cerca de tu casa o de vacaciones. Por lo tanto, la póliza más completa es la que dispone de cobertura geográfica amplia. Si nos encontramos en el extranjero y necesitamos una hospitalización urgente, sin seguro de vida o sin que éste la cubra, puede salir muy cara.

7. Atención al cliente

La mejor herramienta hoy en día de los seguros de vida son sus clientes. Un cliente satisfecho siempre va a hablar bien, y va a quedarse por una larga temporada. Por eso las aseguradoras deben tener un trato directo con el usuario y emplear un lenguaje sencillo. Además, debe poner al alcance del cliente cualquier herramienta necesaria para subsanar de forma inmediata y simple sus inquietudes.

8. Ten cuidado con la carencia

Quizá te preguntes qué es la carencia. Pues bien, el periodo de carencia es el tiempo que transcurre desde que entra en vigor la póliza y el día en el que se puede hacer uso de las coberturas contratadas. Esta carencia suele aparecer mucho en los seguros privados médicos, ya que en algunos servicios médicos hasta que no transcurre un periodo de tiempo concreto no puedes hacer uso de ellos. Es la manera que tienen las compañías de seguro de evitar que un paciente resuelva un problema puntual y luego se dé de baja.

9. Hazte eco de los derechos y obligaciones

Cuando contratamos un seguro de vida, la aseguradora tiene que cumplir con sus obligaciones. Pero no solo ellos sino también el usuario que contrata la póliza. Por eso, el cliente tiene derecho a que la aseguradora responda en caso de necesidad, pero también tiene una serie de obligaciones que cumplir como, por ejemplo, pagar la prima o comunicar un siniestro en el plazo indicado.

10. Compara varios seguros de vida

Por último, pero no menos importante, es hacer una comparación de varios seguros de vida. No te quedes con el primero que te ofrezcan. Para ello hay muchas herramientas como buscadores o comparadores de seguros que podemos encontrar en internet. Es fundamental contar con diferentes opciones que aportan las compañías líderes antes de decidirse por uno en concreto.

Deja un comentario