Saltar al contenido

Mascarilla casera para las puntas abiertas

Uno de los principales síntomas que muestra nuestro cabello cuando esta dañado son las puntas abiertas, que generalmente se le conocen como horquetillas. Esto sucede cuando las fibras capilares se dañan logrando que estas sean más débiles y se resecan. Son muchos los factores que maltratan el cabello, como el calor, el frío, los productos de belleza, el exceso de secado y planchado, el estrés…Las puntas son la parte más vieja del cabello por lo que se recomienda cortarlo al menos cada dos meses.

Mascarillas caseras para tratar las  puntas abiertas

Mascarilla casera para el pelo

Si eres de las que no quiere despedirse de su cabello largo, aquí te traemos una receta casera para que hidrates las puntas abiertas y luzcas un cabello mucho más radiante.

HUEVO

Cuando hablamos de cuidados en el cabello, se sabe que el huevo es tu mejor aliado para mejorarlo. Sus vitaminas y proteínas tienen como consecuencia que las puntas se sellen y adicionalmente le da a tu melena un aspecto brillante e hidratado.

ACEITE DE OLIVA.

Por su parte el aceite de oliva desde hace siglos era utilizado no solo como alimento sino también como medicamento y cosmético gracias a los elementos que se encuentran en su composición, como lo son: la vitamina E, vitamina C, y sus propiedades regenerativas. Cuando se expone el cabello al sol, las puntas son lo primero en secarse, el aceite de oliva actúa como hidratante dejando tu cabello brilloso y sano.

MIEL.

La miel nunca debe faltar en tu hogar no solo porque es utilizada como alimento sino que también tiene propiedades que la hacen ser utilizada como medicamento ya que esta actúa como antiséptico, antimicótico, antiinflamatorio, etc. Tiene vitaminas y minerales, por lo cual es muy utilizada para el cuidado diario de tu cabello y así tenerlo brillante, suave y en un estado saludable.

Ingredientes:

  • Una yema de huevo.
  • Tres cucharadas de aceite de oliva.
  • Una cucharada de miel.

Preparación:
En un recipiente mezcla la yema de huevo, las tres cucharadas de aceite y la miel hasta tener una pasta homogenea.

Modo de empelo:
Aplícalo sobre las puntas abiertas y dejalo actuar por una hora. Luego lava tu cabello y repite el proceso cada dos semanas antes de tomar una ducha.

RECOMENDACIONES

Para un mejor resultado se recomienda utilizar, preferiblemente aceite de oliva extra virgen en vez del utilizado habitualmente, de esta manera lograrás una reparación total.