Mamas Tuberosas: Operación con Aumento Mamario

Si tienes los pechos o mamas tuberosas, puedes corregir su aspecto y conseguir los pechos que te gustaría tener en la misma intervención.

¿Estás preocupada por las mamas tuberosas?

Muchas mujeres preocupadas por las mamas tuberosas -o que tienen alguna inquietud sobre la forma y el aspecto de sus pechos-, ni siquiera saben si su problema tiene solución y además tienen muchas dudas sobre lo que pueden conseguir, con una cirugía para la corrección de las mamas tuberosas. Estas mujeres pueden saber si efectivamente tienen lo que se conoce como mamas tubulares o tuberosas accediendo a la web doctorantolin.com, donde se detallan las características o síntomas de los pechos tuberosos.

A medida que los pechos de una mujer se desarrollan, pueden adoptar una forma que no es satisfactoria, lo que puede provocar una pérdida de confianza en sí misma o una falta de intimidad.

La estética de las mamas desempeña un papel importante en la autopercepción, por lo que la simetría y el equilibrio son los objetivos cuando se lleva a cabo la corrección de las mamas tuberosas.

Las mamas tuberosas, también conocidas tubulares, o hipoplásicas, en las que no existe suficiente tejido glandular, pueden ser tubulares, y estar constreñidas o herniadas en diversos grados. Todas estas condiciones son relativamente comunes y pueden solucionarse con procedimientos quirúrgicos adecuados.

Las mamas tuberosas suelen notarse con el inicio de la pubertad

No se trata simplemente de unos pechos pequeños sin desarrollar, ya que puede haber otros factores subyacentes, como una deficiencia de la piel, una mala posición o una hernia, que exacerban el aspecto de los pechos. Las mujeres pueden presentar una o más de estas condiciones, lo que a veces da lugar a variaciones notables entre el tamaño y la forma de ambos pechos.

Una corrección de mamas tuberosas mejorará la forma, la simetría y el tamaño de las mamas.

La relación entre el aumento y pecho y la corrección de los Pechos Tuberosos

No quiero someterme a dos cirugías, pero si necesito dos para conseguir el aspecto que quiero, ¿puedo combinarlas para ahorrar tiempo y dinero?

El aumento de mamas y la corrección de mamas tuberosas son en realidad procedimientos diferentes, aunque ambos pueden realizarse simultáneamente en una única cirugía mamaria.

Si la deformidad mamaria tuberosa no se diagnostica o no se reconoce, un aumento de mamas por sí solo no abordará adecuadamente el problema, lo que dará lugar a resultados insatisfactorios. Se requiere la habilidad técnica de un cirujano plástico especialista altamente cualificado y con experiencia, como el Dr. Antolín, para abordar la situación adecuadamente y proporcionar resultados estéticos deseables.

Un equilibrio preciso entre la remodelación, el equilibrio areolar y el aumento es adecuado para la deformidad mamaria tuberosa de moderada a grave. En otras palabras, cada situación de mama tuberosa es diferente y debe abordarse en consecuencia.

Éstas son sólo algunas de las razones por las que un especialista cualificado en corrección de mamas tuberosas como el Dr. Antolín es el cirujano adecuado para el trabajo.

El mejor cirujano para la corrección de las mamas tubulares

Estos factores hacen que el proceso de consulta sea crucial para el éxito de las mujeres que tienen problemas de mamas tuberosas u otras necesidades complejas.

Unas cualificaciones impecables pueden perfilar un tratamiento, pero un resultado satisfactorio requiere una comprensión real de la anatomía, las experiencias y los objetivos de la paciente, más que el simple conocimiento de las últimas técnicas quirúrgicas.

El tratamiento eficaz de los pacientes siempre implica mucho más que las preocupaciones clínicas. Por este motivo, el diálogo con el paciente es un componente del tratamiento tan relevante para un resultado óptimo como la atención quirúrgica. Comprender tus preocupaciones y ayudarte a alcanzar tus objetivos son las principales prioridades.

Características del procedimiento operatorio

Un equilibrio preciso entre la remodelación, el equilibrio areolar y el aumento es adecuado para la deformidad mamaria tuberosa de moderada a grave.

En otras palabras, cada situación de mamas tuberosas es diferente y debe abordarse en consecuencia.

Mis pechos son mis pechos; no son como los de las demás pacientes; ¿cómo puedo estar segura de que seguiré pareciendo yo después de la cirugía?

El plan quirúrgico se basa en la anatomía individual y en las preferencias personales sobre la forma deseada de los pechos. La consulta incluye la experimentación con unas plantillas o probadores que como explica el Dr. Antolín simulan las prótesis reales, y que probamos junto con un sujetador especial, para así poder elegir el tamaño o mejor dicho volumen de la prótesis que posteriormente se colocará a la paciente.

Un procedimiento común de corrección de mamas tuberosas consiste en liberar la constricción del polo inferior de la mama. Esta cirugía ayuda a redondear la mama desde el interior.

Factores a tener en cuenta

Cuando la corrección de mamas tuberosas se combina con un aumento de mamas (implantes), hay que tener en cuenta varios factores:

  • El tipo de implante mamario deseado (silicona o solución salina) y su forma.
  • Colocación del implante en un bolsillo determinado por la estructura del músculo pectoral.
  • Ubicación de las incisiones.
  • Procedimientos para corregir la asimetría, la hernia areolar o la caída del pecho.

Una sola operación o una cirugía realizada en varias etapas

Además, las prótesis o implantes mamarios pueden colocarse por encima (subglandular) o por debajo (submuscular) del músculo pectoral.

El aumento submuscular tiene varias ventajas. Entre ellas se encuentran el ablandamiento del polo superior de la mama, el aumento de la cobertura del implante, la estabilidad a largo plazo y la disminución de la tasa de contractura.

Mamas Tuberosas: Operación con Aumento Mamario

En la mayoría de los casos, la corrección y el aumento pueden llevarse a cabo en una sola operación. Puede que en situaciones en las que hay problemas subyacentes complejos con la piel o el tejido mamario, se pueden recomendar varias etapas. En estas situaciones, se puede colocar temporalmente un expansor de tejidos (implante salino ajustable) para expandir la piel y los tejidos mamarios.

Una vez que el expansor ha alcanzado el tamaño y la forma de la mama deseada, se coloca un implante permanente.

Recuperación y postoperatorio para las mamas tuberosas

¿La recuperación de una intervención de mamas tuberosas será tan larga como la de una intervención de aumento de mamas?

Si me someto a ambas intervenciones, ¿la recuperación será aún más larga?

Podrás volver a casa el día siguiente de la operación, una vez que el Dr. Antolín te vea y te dé el alta hospitalaria.

Tu plan debe incluir la asistencia de un amigo o familiar para que te lleve a casa. Al principio llevarás un sujetador quirúrgico para ayudar a la recuperación, y también se te colocarán tubos de drenaje para liberar los fluidos no deseados durante la primera semana.

No es raro que las pacientes puedan reanudar su trabajo o sus actividades habituales después de este tiempo, aunque cualquier actividad extenuante, incluido el ejercicio, debe retrasarse un poco más.

Durante las dos primeras semanas, los pechos pueden estar hinchados o firmes, aunque la recuperación es continua y el tamaño y la forma de sus nuevos pechos se harán totalmente evidentes en un par de meses.

Cualquier preocupación durante la recuperación puede abordarse con el Dr. Antolín, que estará contigo en todo momento, desde la consulta hasta la operación y los cuidados posteriores.

Deja un comentario