Saltar al contenido

Fitball, ¡Ponte en forma!

El fitball es un ejercicio que se realiza con una balón o pelota de gran tamaño. Este ejercicio es entretenido, efectivo y además es muy simple- es una técnica que se ha empezado a usar desde hace algún tiempo en los gimnasios, convirtiéndose en algo popular entre las mujeres que quieren modelar su cuerpo y mantenerse saludables.

Fitball, ¡Vamos a ponernos en forma!

Fitball, ¡Ponte en forma!El fitball cuenta con la ventaja de ser ejercicios de bajo impacto, que se realiza sobre una esfera o pelota que mide aproximadamente 70 cm de diámetro. Este tipo de ejercicio no requiere exponer al cuerpo a un gran esfuerzo y, a pesar de eso, ayuda notablemente a mejorar la figura.

Esta técnica no es nueva, a pesar que ahora hace furor en los gimnasios. Ya en la década del 70 se había desarrollado con el nombre de esferodinamia, en ese entonces fue incorporada en los programas de terapia física en Suiza. Por ese motivo el nombre de ‘balón suizo’, como también se llama a esta técnica.

Para realizar el fitball se necesita, además de la pelota, mucha concentración. El fitball consiste en una secuencia de ejercicios que se realizan con pelotas de grandes dimensiones, ya sea en forma dinámica o estática, acompañado de música.

Fitball, ¡Ponte en forma!

La persona que realiza fitball puede efectuar diferentes posiciones (lateral de espalda o boca abajo), en estos ejercicios entra en juego la concentración y hacer trabajar los músculos y articulaciones para poder mantener el cuerpo estable y equilibrado sobre la esfera.

Las sesiones de fitball, por lo general, duran 45 minutos, entre 2 ó 3 veces a la semana, y están indicadas para personas de todas edades, especialmente para las mujeres.

¿Por qué hacer fitball?

Porque son ejercicios suaves que no exigen demasiado esfuerzo, por lo que se reduce el riesgo de contraer lesiones.
Se realizan ejercicios para todas las partes del cuerpo.
Ayuda a mejorar la coordinación y posturas del cuerpo.
Ayuda a modelar la figura, en especial los abdominales y los glúteos.
Además cuenta con la ventaja de no requerir una gran inversión de dinero ni lugares especiales para poder practicarlo.