Consejos para congelar una calabaza

Algunas formas de economizar alimentos es congelándolos, la calabaza es una hortaliza delicada, algunos consejos te funcionarán. Preservar los nutrientes es muy importante porque son los necesarios para el cuerpo. Para evitar que se te dañen las calabazas te daremos consejos para congelar una calabaza.

Para el tomate es importante la salsa, la papa se congela, etc. Pero no todas las frutas o verduras les sirven el mismo método. ¿Se congela la calabaza? Pues sí, toma estos consejos para congelar una calabaza y presérvala mucho tiempo.

Importante: Puedes congelarla cruda, en puré o cocida, dependiendo para su uso posterior.

Consejos para congelar una calabaza

Consejos para congelar una calabaza

La calabaza cruda. Es importante no guardarlas en el congelador con agua o aire cuando es cruda. Quítale las semillas y la corteza con un afilado cuchillo, es muy dura la calabaza. Se aconseja guardarla en bolsas con cierres herméticos. Esto último permite que el aire no la oxide o no la queme. Cuando la guardes cocida pues usar bolsas con la menos cantidad de aire posible.

  • La calabaza asada. Puedes prepararla y condimentarla bien, usar el horno para cocinarla. Luego, con el resultado, esperas que enfríe e igual que en crudo la guardas en bolsas para congelar.
  • Crema de calabaza. Cuando cocines tu calabaza a tu gusto espera que enfríe. Puedes guardarlo en un tupper de plástico o en bolsas herméticas para evitar derrames. Al retirarlas espera que se descongele y calientas a tu gusto.
  • Al guardarla cruda es importante secarla bien y cortar sin la corteza. Quizás al sacarlas del congelador se coloque flácida porque la calabaza es 90% agua. Aun así esto último no altera en nada.
  • Guárdala en trozos, no entera. Al hacer la calabaza necesitarás sacar una porción, si la descongelas toda la otra porción puede dañarse. Es importante porciones pequeñas por separado para usar lo necesario.
  • Colócale la fecha. La memoria se desvanece poco a poco, si colocas en periodos diferentes quizás se olvide el más antiguo. Márcalas para identificar cuales calabazas ir usando.
  • Las bolsas. No se recomienda bolsas como las del supermercado, las más importantes son las bolsas tipo ziploc. Estas bolsas cuentan con el cierre hermético y su material es más resistente. Las bolsas plásticas tradicionales pueden romperse en el congelador fácilmente. Las bolsas ziploc mantendrán en mejores condiciones la calabaza cruda, en puré o cocida.
  • Puedes usar aluminio para la calabaza cruda, pero corre el riesgo de agarrar sabores del congelador.
  • Puedes congelarla adobada para más sabor. Cuando congelas una crema de calabaza y la sacas al tiempo puedes encontrarle más sabor. La crema de auyama cuando está adobada concentra el sabor de los ingredientes y los hace más gustosos.

Deja un comentario