Cómo tratar de forma natural la inflamación del hígado

En la actualidad, dependiendo de nuestro estilo de vida podemos alterar órganos de nuestro cuerpo, como el hígado. Sin embargo, existen diversas maneras de cómo tratar de forma natural la inflamación del hígado.

El hígado y su importancia

El hígado, es un órgano vital del ser humano. Se encuentra ubicado en la parte superior del abdomen. Su adecuada función se encarga de lo siguiente:

  • Secreta la bilis fundamental para la digestión de las grasas.
  • Cumple una función en el organismo.
  • Desintoxica la sangre, eliminando de ellas sustancias nocivas convirtiéndolas en inofensivas. Tales como, el exceso de: alcohol, frituras, picantes, salsas y condimentos, grasas y carnes rojas.
  • Cumple la función de almacenamiento de glucógenos y vitaminas.

Lo más importante, es que su ausencia o inadecuado funcionamiento es incongruente con la vida. Por lo que, esta inflamación puede acarrear desde cambios de humor hasta enfermedades graves como: glaucoma, cataratas, edemas e hipertensión, hepatitis.

Estas son patologías, que pueden atentar no solo contra la salud sino inclusive puede provocarle la muerte. Por tal razón, ante esta alteración hepática, se debe buscar la manera, de tratar la inflamación del hígado.

Inflamación del hígado y sus síntomas

La inflamación del hígado se conoce científicamente como hepatomegalia. Esta alteración, puede suceder frecuentemente. Por consiguiente, es el engrandecimiento o fuera de sus límites normales. Cuando esto sucede, ocasiona una serie de sintomatologías muy fuertes. Por lo que la persona debe ser atendida inmediatamente bajo tratamiento médico. Entre estos síntomas se encuentran:

  • Inflamación que se visualiza en el área del hígado.
  • Fuertes intensivos e incisivos dolores, que se pueden extender desde el área del hígado, hasta la espalda. Es importante resaltar que los analgésicos alivian el dolor momentáneamente.
  • Sensación de cansancio permanente y malestar general, sobretodo en horas de la mañana. Inapetencia en especial de alimentos sólidos.
  • Permanentes nauseas, vómitos y mareos, luego de las comidas.
  • Coloración de piel y ojos amarillos que produce la ictericia, es uno de los síntomas más evidentes.
  • Al presentar fiebre, inmediatamente debes ser atendido por el médico. Quien verificará, la causa que origine la infección e inflamación del hígado
  • Debes consultar con tu médico, si observas un color blanquecino o con sangre en tus heces o la orina oscura. Esto indica, que el hígado presenta una inflamación viral o por hepatitis.

¿Cómo tratar el hígado graso?

Cómo tratar de forma natural la inflamación del hígado

El tiempo de duración de esta enfermedad hepática pueden ser: temporales sin ninguna complicación y pueden desaparecerse por sí solos. Pero también, pueden ser de larga duración, cuando se convierten en una hepatitis o en una cirrosis hepática. En ambos casos, el paciente debe seguir al pie de la letra un régimen dietético.

Esta rutina alimenticia debe estar rica mayormente por vegetales y frutas crudas, las cuales, fortalecen y nutren el hígado. Se recomienda, consumir frutas que contengan vitamina C y antioxidantes.

Además, se sugiere las comidas en especial ensaladas crudas entre ellas la ensalada remolacha con zanahoria rallada. Las comidas deben aderezarse con aceite de oliva y el zumo del limón. Por otro lado, se debe consumir por lo mínimo 2 litros diarios de agua.

En la dieta del paciente hepático, se debe eliminar durante un largo tiempo alimentos pesados. Tales como las carnes rojas, las frituras, las salsas y picantes, las frituras, los pescados grasos, edulcorantes artificiales y en especial el alcohol.

Por otra parte, se debe ayudar a desinflamar el hígado con remedios naturales. Mediante infusiones caseras usando la miel como edulcorantes. Encontrándose entre ellas: agua de alcachofa con jugo de limón, cardo mariano, diente de león, raíz de bardana, la cúrcuma, el regaliz entre otros.

Evita la inflamación del hígado

Indudablemente, esta inflamación es una enfermedad que puede prevenirse. Además, en caso de contraerla, si se atiende inmediatamente puede ser temporal sin causar daños graves al organismo. Pero sino, esta inflamación puede generar enfermedades graves que comprometan no solo la salud sino que también pone en riesgo la vida del paciente.

Angelus LLC: Servicios digitales para webmasters

Deja un comentario